El caso de tres estudiantes de un colegio de Salta que fueron expulsados después de consumir clonazepam durante una fiesta de cumpleaños, lo ha llevado a la luz pública la problemática del acceso a sustancias peligrosas entre los adolescentes.

En diálogo con El Tribuno, el Secretario de Salud Mental y Adicciones del Ministerio de Salud Pública, Martín Teruel, señaló que es fundamental que los adultos resguarden fármacos ansiolíticos o psicotrópicos en sus hogares para evitar que caigan en manos de niños o adolescentes.

Teruel, licenciado en Psicología y especialista en Drogadependencias, destacó la importancia del rol del adulto en la familia y las instituciones en la prevención de consumos problemáticos.

“Es importante el rol del adulto en la familia y en las entidades, las infancias deben recibir mensajes claros“, enfatizó.

Según Teruel, la accesibilidad a sustancias legales e ilegales es un problema grave en Salta.”El primer escenario que tenemos es preguntarnos qué tan accesible, qué tan sencillo le resulta a una persona, especialmente a los niños, a las niñas, a los adolescentes poder conseguir sustancias”, precisó.

En este sentido, la Secretaría de Salud Mental y Adicciones del Ministerio de Salud Pública ha diseñado un programa de capacitación para docentes con el fin de brindar herramientas para que puedan sostener procesos preventivos en las escuelas.

Se están llevando a cabo talleres con continuidad en ciertas escuelas y establecimientos. Teruel también destacó la banalización del consumo de sustancias entre los adolescentes.

“En general hay una banalización de muchos consumos, por ejemplo, las bebidas alcohólicas, marihuana, psicofármacos…

Se ven como algo normal, corriente”, dijo. Según el Secretario, la iniciación en consumos problemáticos suele ocurrir durante la adolescencia, entre los 14 y 18 años.

“Es importante señalar que hay una banalización del clonazepam en los últimos años, pero también de otros consumos“, precisó.

La educación emocional en las escuelas y colegios puede jugar un papel fundamental en la prevención de adicciones, ya que ayuda a los niños y adolescentes a identificar sus emociones y encontrar mejores caminos para canalizarlas.

Finalmente, Teruel enfatizó la importancia del rol del adulto en la familia y las instituciones en la prevención y desamparo de los consumos.

“Es indudable el rol que juegan los adultos.Tiene una incidencia fundamental tanto para prevenir como para desamparar a nuestros niños”, concluyó.

La Secretaría de Salud Mental y Adicciones del Ministerio de Salud Pública está trabajando arduamente para brindar atención y acompañamiento a los adolescentes vulnerables a problemáticas de salud mental, y para prevenir consumos problemáticos en las escuelas y colegios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *